Alojamiento
Lugares
Parques Nacionales
Actividades
Tour Operadores

La Travesía de la Ciudad Perdida - Colombia: Una aventura inolvidable

Después de romper mis nuevos zapatos de excursionismo, comprar diez botellas de repelente para mosquitos, y cargar mi cámara, tomé mi mini backpack y viajé con mis amigos hasta Santa Marta, donde empezó nuestra aventura de cinco días en la selva hacia la Ciudad Perdida (Julio 2011). La Ciudad Perdida es un lugar arqueológico, descubierto en 1972, y pertenece a la raza indígena Tayrona, ubicada en lo alto de la Sierra Nevada (1200m/3937ft). La Sierra Nevada fue nombrada como Reserva de la Biósfera Humana por la UNESCO en 1986, y parque nacional por el gobierno colombiano en 1977. Cuando los españoles llegaron hace 500 años, los Koguis se mudaron a lo alto de estas montañas costeras. Ellos creen en la Sierra Nevada como su “Madre” y el “Corazón del Mundo”. Hace algunos años, esta región fue centro del conflicto armado colombiano, pero en los últimos 5 años es un lugar seguro para que turistas y viajeros lo visiten con compañías organizadoras de tours.

La Ciudad Perdida

El primer día que dejamos Santa Marta, fue en Jeep a las 8:40am, y fuimos en dirección a Palomino. Almorzamos en la pequeña población de el Mamey, y al medio día empezamos nuestra travesía. Las demandas físicas del camino: escala vertical. Alta humedad, bajos niveles de oxígenos en la montaña, el rappel demostró ser demasiado para mi cuerpo, evidenciándose en mis jadeos, y mi piel pálida tornándose roja remolacha. Sin embargo, estando advertida por mis amigos belgas sobre el riguroso primer día, tome fuerzas sabiendo que mi arduo trabajo estaría por ser recompensado por las vistas que estaban por venir. Después de alcanzar nuestro destino del día 1, estaba feliz de tomar una resfrescante ducha en el río. Esa noche, caí exhausta en mi hamaca (Con red para mosquitos) de la cabina Alfredo pensando, “¿En qué me he metido?” (Excursión 1erdía = 3 horas).

Hospedaje de la travesía de la Ciudad Perdida

Afortunadamente, la excursión del segundo día fue un poco más fácil, y fue recompensada con impactantes vistas del pico más alto, Pico Simón Bolívar (5775m), una impresionante y vasta vista de verde, puro y natural. Cada día cruzamos de 3 a 4 ríos. Para los ríos más profundos, habían cables extendidos de lado a lado, para ayudarte a llegar a salvo a la otra orilla. Fue muy gracioso ver como todos al principio, incluyéndome, éramos muy cuidadosos quitándonos los zapatos al cruzar el río, secándonos los pies y volviéndonos luego a poner los zapatos. Sin embargo, después de dos días de cruzar ríos, se acabaron los cuidados especiales, y entre más sucio y mojado estuvieras, mejor. El segundo campo estaba muy cerca al río donde nos duchamos. (Excursión 2do día = 3 horas). 

Mi amiga (de cumpleaños) y yo en la Sierra de Nevada

Ocasionalmente, conocimos un par de Koguis (que traduce jaguar). Ellos fueron muy tímidos, pero amigables, y únicos entre los indígenas del mundo, porque los Españoles nunca los colonizaron. Los Koguis, también son personas muy fuertes y espirituales. Pueden pasar hasta 9 días son dormir durante sus ceremonias rituales. Por supuesto, masticar coca les ayuda, desde que suprime la sensación de hambre y les provee de energía. Ellos no le permiten a nadie entrar a sus tierras, sin embargo, le garantizan el acceso a cinco organizadores de tours, los cuales tienen una fuerte relación los los Koguis y respeto por su cultura. Cada organizador para unos 20.000 cop por turista. Este dinero es recolectado por su fundación y utlizado cuando alguien necesite atención médica. Las mujeres Koguis fueron a menudo encontradas rodeadas de numerosos niños y bebés atados a sus espaldas en los ríos donde lavavan sus ropas. Era increíble ver como los Koguis se movían rápidamente sin zapatos. Nosotros, los gringos, fácilmente nos hubiéramos caído en el rico lodo de la montaña. Sin embargo, nuestros espíritus  no podían aguarse si todos gritábamos “Champagne” en unísono cuando alguien caía, para celebrar su baño lodoso.

Un pueblo de una familia Kogui
El Día 3 fue muy especial, porque uno de mis amigos cumplió 30 ¡Y esto fue EN la Sierra Nevada! Increíble y casi imposiblemente, todos brindamos con champaña, e incluso nuestro guía hizo una torta. Todas las velas fueron sopladas, y cumplir los “30” no era algo para olvidar. Antes de la celebración, el Chamán, llamado “Mamos”, atrapó una serpiente cerca a nuestro campamento ¡Gracias Chamán!

El Chamán que acaba de matar a una serpiente cerca de nuestro campamento

El Chamán de una tribu es elegido en su nacimiento, y pasa los primeros 9 años de su infancia en una cueva en total oscuridad, aprendiendo los secretos ancestrales del mundo espiritual de Aluna.*  El Chamán que conocimos era un hombre con chispa ingeniosa y sentido del humor. Cuando le preguntamos su edad, sin dudar respondió “60”. Nuestro guía rápidamente añadió: “Eso no es cierto ¡Tienes 80 años!” El Chamán entonces rompió en carcajadas que mostraban sus dientes amarillos. ¡Un momento maravilloso! Todos los Koguis tienen mala dentadura, por las hojas de coca que mastican constantemente y que además guardan en sus mejillas. Jamás versa un Kogui sin su poporo.** El grosor del poporo es la marca que usa un Kogui para mostrar su masculinidad.  El Día 3 terminó en el campañmento más grande de la travesía, cercano a la Ciudad Perdida (Excursión 3er día = 4 horas). Kogi Niña

Kogui Niño

En el 4to día, exhaustos después de 1200 escalones de piedra…. ¡¡Llegamos a la Ciudad Perdia!! Después de tres días y medio de excursionar, fuimos recompensados con una vista espectacular de la ciudad y las montañas que la rodean. Nuestro guía nos explicaba en detalle la historia de la ciudad. Alguna vez tuvo de 2.000 a 8.000 habitantes, y fue un bulIicioso centro político y económico. La ciudad se adaptó a la región montañosa con plataformas talladas (donde incluso los militares tenían un puesto de avanzada para mantener la seguridad), y los escalones de piedra y terrazas circulares estaban llenos de pasto color verde claro. La excursión hacia la Ciudad Perdida fue de apróx. 1,5 horas. Pasamos unas dos horas allí, regresamos, almorzamos y seguimos la excursion hacia el siguiente campamento (Excursión total 4to día = 5 – 6 horas).

Luego de apróx. 44 km  de excursión en la espectacular lluvia y selva húmeda de la Sierra Nevada de Santa Marta, con vistas de la flora y fauna selvática, hasta los picos cubierto de nieve, nuestro viaje llegó a su final ¡Qué experiencia!

Una familia Kogui

Un pueblo de una familia Kogui

De vuelta en Santa Marta, estábamos felices de quitarnos nuestra ropa sucia, lavarnos, comer una buena comida y disfrutar de unas bien merecidas cervezas. Desafortunadamente, nuestra ropa sucia no tuvo la suerte de ser lavada, ya que el hostal decidió no ofrecer servicios de lavandería ese día. ¿Probablemente estábamos muy sucios y malolientes para ellos? Nunca lo sabremos, pero tampoco nos importó. Nuestros estómagos estaban llenos, nuestra sed saciada, y nuestro espíritu aventurero saciado. ¡Una aventura que nunca olvidaré!

La Ciudad Perdida

Kogui Niños

La Ciudad Perdida

TIPS
1
: Lleva dos bikinis o vestidos de baño: uno para escalar y el otro para dormir.

2: Guarda tu ropa en bolsas plásticas para protegerla de la lluvia.
3: Repelente de mosquito, Nopikex. Viene como jabón o spray y cuesta unos 8.000 cop. Lo encuentras en cualquier farmacia colombiana o supermercado. Aquí hay más tips sobre Mosquitos en Colombia.

4: Jabón para lavar tus camisetas, lo que puede reducir tu equipaje solo a dos de ellas (1 para el día, 1 para la noche) En cada campamento puedes lavar tu ropa a mano.

5: ¿Viajando con amigos, cada uno con una cámara? Usen solo 1 cámara a la vez hasta que se le acabe la batería. De ese modo siempre tendrán una cámara, y podrán tomar fotos el viaje entero.

6: Trae una lámpara de casco y emplastos.

7: Tabletas para purificar el agua están integrados en los baldes de agua, de manera que siempre hay agua limpia en los campamentos. Llena cada botella de agua antes de cada excursion, y lleva tabletas contigo, de modo que puedas llenar tu botella en los ríos.

8: Precio de la travesía y donde puedes organizar tu tour? Mira via este enlace.

NOTA: Los indígenas que viven en el “corazón” del mundo (Sierra Nevada) son llamados “Hermanos Mayores”. Aquellos que no viven en el “corazón” del mundo son llamados “hermanos menores”.

*Aluna: Un mundo interior de pensamiento y potencial. Desde que nacen, los koguis sintonizan a sus sacerdotes, llamados “Mamos”, al mundo místico llamado Aluna. Es en este "espíritu-reino" que los Mamos operan para ayudar a la Gran Madre a sostener a la Tierra.

 **Poporo:
¿Cómo funciona? El polvo es guardado en calabazas y extraído con una vara, la cual es utilizada para limpiar la lima en la bola de hojas de coca masticada en la mejilla. La lima está hecha de conchas de mar quemadas. El aro de cal, el cual se forma alrededor del borde es saliva (el agua fresca del cuerpo) mezclada con polvo de concha de mar (La semilla de Serankua, dua, la semilla de la vida). Creado durante la contemplación, lamiendo el palo y rozndo el cuello de la calabaza, esta cal también se describe como un libro: "Nosotros escribimos nuestros pensamientos en ella." (Ereira 1990: 209).

¿Por qué? Los mismos Koguis explican que ellos mastican coca para obtener lo que necesitan para comunicarse más fácilcimente con sus ancestros. (Marshall Cavendish Encyclopaedia). El polvo de las conchas de mar quemadas es la esencia de la fertilidad, y para que un chico pase a la madurez debe aprender a alimentarse con eso. Comerlo le recuerda a un hombre lo que es, y lo mantiene en armonía con la Gran Madre. (Ereira 1990).

Cuando un chico obtiene su primer poporo de los Mamos, es un momento significativo en su paso a la adultez. Para las niñas, cuando comienzan su primera menstruación.

Un interesante artículo: Los Koguis vuelven al mar

Otros historias de viajes de Colombia Fácil:
'El lado desconocido del Caribe Colombiano'
'Un país y dos océanos: Buceo'
'Un país y dos océanos: Surf
'Minca, el destino para el eco-turismo'
'La selva mágica: Amazonas'